lordosis cervical causas tratamiento prevención

Lordosis cervical, qué es, síntomas y tratamiento para rectificación

La lordosis cervical es una condición que afecta la curvatura natural de la columna vertebral en el cuello, conocida como columna cervical. Esta curva, en forma de «C» suave en la parte superior de la columna vertebral, es esencial para mantener la estabilidad, absorber impactos y permitir movimientos normales del cuello.

¿Qué es la Lordosis Cervical y Cuáles son sus Causas?

La lordosis cervical se produce cuando esta curva se ve afectada de manera anormal, ya sea por una exageración hacia adentro (hiperlordosis – como en la imagen), una falta de curvatura (hipolordosis) o una curva invertida. Esta condición puede ser el resultado de varios factores, como lesiones traumáticas, malas posturas, obesidad, osteoporosis y enfermedades como la enfermedad degenerativa de disco.

Cuando la curvatura cervical se ve alterada, puede afectar los tendones, ligamentos, músculos, huesos, nervios y la médula espinal en el cuello. Esto puede conducir a una serie de síntomas, desde molestias leves hasta problemas más graves como entumecimiento y hormigueo en los brazos y las manos. Además del malestar físico, la lordosis cervical puede aumentar la vulnerabilidad a lesiones y provocar cambios en la postura y la apariencia física.

Prevención de una mala Curvatura Cervical

La prevención de la lordosis cervical comienza con la corrección de factores de riesgo, como la postura incorrecta y el uso prolongado de dispositivos electrónicos. Evitar mirar hacia abajo constantemente y mantener los dispositivos electrónicos a la altura de los ojos puede reducir la tensión en el cuello y la columna vertebral. Es esencial adoptar hábitos posturales adecuados y realizar ejercicios de fortalecimiento y estiramiento para mantener la flexibilidad y la salud de la columna cervical.

Tratamiento de la Lordosis Cervical

En términos de tratamiento, los enfoques pueden variar según la gravedad y la causa de la afección. Para casos leves, se pueden recomendar ejercicios de fortalecimiento del cuello y la espalda, así como terapias físicas para mejorar la movilidad y reducir el dolor. Esto puede incluir estiramientos, ejercicios de fortalecimiento muscular y técnicas de relajación para aliviar la tensión en los músculos del cuello y los hombros.

Tratamientos Avanzados de Fisioterapia

Para casos más graves de lordosis cervical, pueden ser necesarios tratamientos más avanzados. La fisioterapia es una opción común que puede ayudar a “realinear” la columna vertebral y reducir la tensión en los músculos y ligamentos del cuello. Los fisioterapeutas utilizan técnicas específicas para ajustar la columna y mejorar la función general del sistema nervioso.

Otra opción de tratamiento es la terapia de ondas de choque y/o diatermia, que puede estimular la curación de los tejidos y aliviar el dolor en el cuello y la columna vertebral. Este enfoque no invasivo utiliza ondas de sonido de alta energía para promover la regeneración celular y mejorar la circulación sanguínea en áreas afectadas.

En casos extremos, la cirugía puede ser necesaria para corregir deformidades graves o para aliviar la presión sobre la médula espinal y los nervios. Los procedimientos quirúrgicos pueden variar desde la fusión espinal hasta la corrección de discos herniados o estenosis espinal.

Importancia de la Atención Médica Profesional

Si experimenta síntomas de lordosis cervical, es fundamental buscar atención profesional para recibir un diagnóstico preciso y un plan de tratamiento adecuado. Un fisioterapeuta especializado en problemas de la columna vertebral puede evaluar adecuadamente la afección, determinar la causa subyacente y recomendar el mejor curso de acción para su situación individual.

Ignorar los síntomas de la lordosis cervical puede llevar a complicaciones a largo plazo y un mayor riesgo de lesiones graves. Un enfoque integral que incluya medidas preventivas, tratamiento conservador y, en algunos casos, intervenciones más avanzadas es fundamental para manejar esta afección de manera efectiva y mejorar la calidad de vida del paciente.

Conclusiones

La lordosis cervical es una afección que puede tener un impacto significativo en la vida diaria si no se trata adecuadamente. Con medidas preventivas como corregir la postura, realizar ejercicios de fortalecimiento y buscar atención médica temprana, es posible reducir los síntomas y mejorar la función del cuello y la columna vertebral.

Si experimenta síntomas de lordosis cervical, no dude en buscar atención médica profesional. Un médico especializado puede ayudarlo a comprender su afección y desarrollar un plan de tratamiento personalizado que se adapte a sus necesidades individuales. Recuerde siempre consultar a un profesional de la salud para obtener orientación específica sobre su situación.